Ganó Independiente contra Montevideo City Torque

Esta noche el Rojo de Avellaneda invitaba a la casa, a, Montevideo City Torque. Un nuevo amigo que complicó mucho en esta ida a Independiente, pero al final pudo vencerlo. 

Todo comenzaba cuando eran las 19:00 horas y los equipos salían al estadio Libertadores de América, junto a ellos, la terna arbitral. Los equipos mantenian una mirada de desconfianza, por desconocimiento. Sin embargo, se posicionaron en el césped, cada uno por su lado. Kevin Ortega se llevó el silbato a la boca para comenzar el partido. El Rojo de Julio César Falcioni comenzó haciendo algunos pases pero no llegaban con claridad al arco rival. Por lo menos hasta los 25′ del primer tiempo fue mucho más presente el conjunto visitante, por tener llegadas claras y jugar con mejor tenencia de balón.

Al vestuario se fueron 0-0, con un Independiente visto hace fechas, jugando mal, no teniendo tenencia, sin llegadas claras, y con linea de 5. Pero cuando comenzó el segundo tiempo, todo era dominado por City Torque. Así fue que vino el primer gol de la visita para abrir el marcador. Al equipo de Julio César le cayó como un baldazo de agua helada y reaccionó tras un cambio del director técnico.

Falcioni decidió sacar a Ayrton Costa, y poner a Jonathan Herrera, para que haga dupla con Silvio Romero, y tenga un poco más de presión en la ofensiva. Así el Rojo logro su primer gol tras una mala salida, de City Torque, la recupera Andrés Roa, encara hacia el arco, la pasa al medio y Silvio Romero remata desde la luna del area, al primer palo de Cristopher Fiermarín que lo agarra a contrapierna, nada para hacer el arquero visitante.

El segundo gol, lo hace Jonathan «El Sultan» Herrera, tras un corner, que termina en remate de Lucas Rodriguez, y rebota en un jugador de los celestes. Cuando todos pensaban que el delantero estaba en Off-Side, él responde acomodandola a un palo ant centímetros del arquero. Y el tercer gol, provino de un córner que tira Alan Velasco, y cabecea hacia su mismo arco, Diego Arismendi. Es decir, un autogol.

El Rojo, se hizo fuerte en su casa, y no aprovechó las jugadas posteriores al tercer gol. Al final del match, pisando los 86′ Falcioni decidió meter a Juan Di Lorenzo, para terminar el partido con linea de 6 en el fondo, un hecho que nunca sucedió en la historia del Rey de Copas. Sin embargo, sumó 3 puntos más, para quedar primero en su zona, y empezar a pensar en el próximo encuentro con Atlético Tucumán el domingo por Liga Profesional 12:10 hs. De ahí cuando terminan el partido, despegan hacia Brasil, para pensar en el rival que le sopla la nuca, Bahía, que viene con 4 puntos en la Sudamericana.

Santiago Laise

Avatar

Redactor.

Notas relacionadas

Deja tu comentario