«Los lugares no están preparados para personas con algún tipo de dificultad motriz»

Sara Storni dialogó con Independiente Feminista y remarcó la importancia de accesos tanto en la cancha como en espacios públicos. 

Pitu, es conocida por ser mujer de Silvio Romero, sin embargo es mucho más que eso, es la mamá de Mateo.

Sobre esto y su papel en las redes sociales expresó :

«Lo que me identifica hace cuatro años y felizmente es la mamá de Mateo. Es todo el gordo. Soy de hacerme carne de las cosas, soy muy visceral y no puedo mantenerme al margen. El chino sabe lo que tiene que hacer y adentro de la cancha lo sabe mas que nadie pero bueno no puedo manejarlo»

Por otro lado, señaló la dificultades que se presentan a la hora de seguir a Silvio por las canchas del país:

«En los estadios, sacando el Libertadores de América que tiene ascensores, que a veces andan a veces no. Esto es constructivo por que no me pasó de ir a otro estadio de Argentina y encontrarme con uno que si lo tenga. Incluso en México no hay, una vez jugaba América- Chivas, estaba la hermana del Chino con su marido e hijo y yo estaba con Mateo que tenia un año y algo. No me dejaban entrar por que querían que el entre caminando.»

» La mayoría de los lugares no están preparados para personas con algún tipo de dificultad motriz. Me paso de ir a consultas por Mateo que era en segundo piso, en edificios viejos.»

Al ser consultada por Verónica Kesler, psicóloga de la agrupación, sobre qué es lo que le gustaría de la sociedad, dijo:

«Les diría que se acerquen, que los miren, que los escuchen si hablan, que les pregunten a ellos si pueden hablar o a quien tengan a lado. No esta mal preguntar, desde el respeto, que no tengan miedo. Veo mucha gente con miedo pero tienen que preguntar, acercarse. Con esto de la pandemia esta aflote la solidaridad, que sea un estado permanente en la sociedad. Mirenlos, no son un bicho raro por que eso genera empatia

«Mateo no tiene la capacidad de expresarse como lo hacemos nosotros pero el te mira, reconoce tonos de voz, se emociona, le gusta que le hables que le cuentes historias, que lo mires, él conecta mucho. Me da bronca los que miran para otro lado como si esto no existiera.»

Por último, esbozó:

«Mi gran sostén es Silvio, con el logramos una relación. Él dijo en una entrevista que somos casi hermanos, yo no lo expresaría así pero nos hicimos muy incondicionales. Es perfectamente la otra mitad que no tengo. Es la escucha, el vernos, el sostener. Yo caí y él estaba empuje y empuje, yo lo mismo.»

Jaqueline Randazzo

Avatar

Redactora.

Notas relacionadas

Deja tu comentario